Material adecuado para la práctica del Barranquismo

El barranquismo es un deporte de aventura excitante y muy recomendable para quienes quieran estar en pleno contacto con la naturaleza. Pero también exige disponer de un equipamiento de calidad, que garantice nuestra seguridad y bienestar. A la hora de elegir, hay una extensísima gama de indumentaria y demás complementos, que se pueden encontrar de forma sencilla en el mercado.

Pero no está de más que en Viajepor hagamos un repaso para detallar cuál es el material adecuado para la práctica del barranquismo, con algunos consejos adicionales para experimentar este deporte de naturaleza e ir perfectamente preparados para la aventura que vamos a vivir.

Traje de Neopreno

El traje de neopreno es absolutamente imprescindible para la práctica de barranquismo. Es más, en muchos Parques Naturales de nuestro país, su uso es obligatorio. Esto es así porque el barranquismo no deja de ser un deporte con un gran componente acuático, en el que entraremos y saldremos del agua muchas veces, sometiendo a nuestro cuerpo a cambios de temperatura bruscos que no son nada saludables, incluso al riesgo de sufrir una hipotermia, si nuestra temperatura desciende por debajo de lo normal.

Por eso, un traje de neopreno es como una segunda piel que nos protege y nos aísla de las bajas temperaturas, gracias a las micro celdillas del tejido de neopreno, que permiten pasar cierta cantidad de agua que será calentada por nuestro cuerpo, pero que al mismo tiempo impide que entre agua fría. Además, en un traje protector contra golpes o rozaduras durante la práctica de este deporte. Iremos protegidos, y no pasaremos nada de frío.

Calzado

Lo fundamental del calzado para barranquismo, es que las suelas tengan un buen agarre. No debemos olvidar que vamos a caminar por lugares con el suelo húmedo, y en consecuencia, bastante resbaladizo. Existe calzado especial para practicar barranquismo, aunque si ya tenemos botas o calzado deportivo que pueda servir, debemos tener en cuenta lo siguiente: que la suela sea muy adherente al suelo, lo que se consigue a través de los dibujos, cuantos más, mucho mejor.

Debemos buscar un calzado alto, tipo bota, que proteja el tobillo, ya que uno de los accidentes más frecuentes en barranquismo es resbalarnos y sufrir un esguince. Además, lo ideal es que se trate de un tejido ligero que no pese cuando empape.

Para este deporte la elección más adecuada, si tenemos que equiparnos empezando desde cero, son las botas de barranquismo, porque están específicamente diseñadas para este deporte. Protegen los tobillos y las suelas tienen un excelente agarre frente a suelos húmedos y resbaladizos.

Casco

Cuando hacemos descenso de barrancos, podemos encontrar que los desfiladeros sean realmente estrechos, con paredes rocosas altas. Es fundamental llevar un casco protector homologado, que nos proteja no sólo de los golpes que nos podamos dar en la cabeza, sino de posibles desprendimientos de roca en nuestro descenso. Hay muchos modelos en el mercado, y son de diseños y precios similares, lo fundamental en todo caso es que estén homologados por la CE.

Suelen ser unos cascos ligeros y fáciles de llevar, al mismo tiempo que robustos. Y para asegurar que están bien colocados y  no se caen, llevan ajustes a la barbilla. Algunos de estos diseños tienen ajustes acolchados, para que el ajuste sea suave y no moleste. Además, pesan poco y son fáciles de llevar. Prácticamente no notaremos que llevamos un casco puesto, y tendremos la cabeza bien protegida.

Guantes

Los guantes son un básico que no puede faltar en la mayoría de los deportes de aventura, especialmente en aquellos en los que debemos proteger al máximo nuestras manos porque hacemos uso de cuerdas o debemos agarrarnos a rocas o salientes. Las manos son una parte del cuerpo especialmente vulnerable, que debe ser protegida al cien por cien.

Los tejidos de los guantes nos protegerán de las temperaturas y del agua fría, también de roces y posibles quemaduras por fricción si tenemos que hacer uso de cuerdas, o para evitar cortes. Hay muchos tipos de guantes, en lo que se refiere a los tejidos que se pueden escoger. En general, los guantes de piel están más recomendados para los barrancos secos, los de PVC para descensos acuáticos, y en el caso del barranquismo, los más adecuados porque nos procuran aislamiento térmico, son los de neopreno, al igual que el traje.

Arnés

El arnés es una herramienta fundamental de sujeción, en deportes como la escalada, la espeleología, el alpinismo y el barranquismo. Y cada uno tiene sus particularidades. En el caso del barranquismo, un arnés debe tener ajustes en la cintura, y hebillas en cada pierna, con protectores en las nalgas, que puedan servir como asiento. Sus anclajes son más elevados que en otros deportes de naturaleza, porque hay que tener en cuenta que nos podemos voltear en caso de un golpe de agua, de ahí que los arneses de cintura sean los más adecuados.

Aunque quede ajustado, debe resultar cómodo para andar, y estar hecho de un material poco absorbente, para que no se empape de los golpes de agua, además de llevar incorporadas anillas para portar diverso material, a ambos lados de la cintura.

Descensor, Ocho y Cabos de Anclaje

Existen muchas técnicas para hacer barranquismo, donde los descensores tipo ocho son muy necesarios, y además resultan muy útiles. Son fáciles de utilizar, la velocidad de descenso se puede controlar fácilmente,  y admiten todo tipo de cuerdas, además de que resultan ligeros, puesto que tienen poco peso y poco volumen. Los descensores deben ser utilizados con un mosquetón que sea el apropiado. Aunque existen varias clases de descensores, algunos más avanzados, para quienes se inician en este deporte, el más popular y utilizado es el descensor en ocho.

Respecto a los cabos de anclaje, éstos pueden ser de diversos tipos, aunque en barranquismo los más utilizados son los de cuerda dinámica, elaborados por cada deportista a su medida, con nudos de ocho para la unión de mosquetones, que pueden llevar cierres de seguridad. Para los no iniciados, los descensores en ocho son los más comunes.

Cuerdas

Para este deporte, lo más recomendable es la utilización de cuerdas semiestáticas, lo que quiere decir que sirven para subir y bajar por ellas. Son cuerdas resistentes al roce y absorben menos cantidad de agua que las dinámicas por lo que tienen un mejor agarre. Sobre todo teniendo en cuenta que en los barrancos lo más habitual es descender.

Estas cuerdas están homologadas y deben cumplir una normativa específica, común para toda Europa, en cuanto al diámetro, que debe estar comprendido entre 9 y 16 mm.,  la resistencia estática (la cuerda sometida a una tracción y resistente a su rotura)  la resistencia de carga durante 3 minutos, o el número de caídas que debe soportar la cuerda sin que se rompa. Para estas especificaciones técnicas hay dos tipos de cuerda: la tipo A, o la tipo B, siendo la primera la más resistente, y la que más carga puede soportar. Ambas son perfectamente válidas.

Mosquetones

Los mosquetones que utilicemos también deberán estar homologados, y deberán tener una alta resistencia de carga. Se suele necesitar un mínimo de tres mosquetones para tener un equipo básico, con las siguientes características: uno que sea de gran capacidad y con seguro (HMS), para unir el descensor al arnés, otro asimétrico y sin seguro, para el frenado, y un último mosquetón con seguro, que será versátil y para varios usos.

Los mosquetones que tienen seguro automático son muy útiles pero difíciles de manejar si tenemos los guantes mojados, o fríos, mientras que los de rosca pueden ser más manejables, aunque la gran ventaja de los automáticos es que se cierran solos, aunque son más difíciles de abrir que los de rosca. Ambos son válidos, y según expertos barranquistas, solo es cuestión de acostumbrarse a manejar unos u otros, y eso sólo lo da la experiencia y la práctica continuada.

Mochila

Las mochilas para barranquismo son una pieza clave en el equipamiento. Son mochilas especiales para este deporte, y en este caso, no se pueden sustituir por otro tipo de mochilas por los materiales de los que están fabricadas, y también por su tamaño, puesto que deben ser impermeables, y prácticas de llevar.

Estas mochilas están fabricadas normalmente en poliéster, con algún recubrimiento impermeable, como el PVC, para garantizar su resistencia a los golpes y roces durante las travesías. Para que su transporte sea lo más cómodo posible para la espalda y los hombros, llevan refuerzos acolchados. Todos sus herrajes están fabricados a base de plástico o de metal inoxidable por las condiciones de humedad en las que viajará nuestra mochila, lo que garantiza que no se oxidarán y tendrán una larga vida útil.

Tiene una capacidad de unos 35 a 50 litros, y es de forma alargada, lo que facilita un excelente ajuste al cuerpo para que nos podamos mover con la máxima facilidad.

Bidón estanco

El bidón estanco es un contenedor muy útil para la práctica de barranquismo. Se trata de un bidón que se puede llevar en la mochila, y en el que guardaremos aquellos elementos que no queremos que se mojen: ropa, medicamentos, nuestro móvil, mantas, la comida, mapas etc. También quedan mejor protegidos contra los golpes.

Está fabricado en un material que flota, por lo que es muy útil para que la mochila flote y nos ayude, en aquellos tramos del barranco en los que hay que nadar. Estos bidones tienen un cierre hermético, que garantiza que su contenido no se va a mojar, aun en las peores condiciones. Tienen diferentes capacidades, en función de lo que queramos llevar, pero una capacidad en torno a los 6 L es bastante amplia para una jornada de barranquismo en la que queramos llevar comida y bebida suficiente, entre otros productos que no deban mojarse.

Bolsas secas

Muy utilizadas en cualquier tipo de deporte náutico, es un buen complemento para reforzar las prestaciones de los bidones estancos. Son muy útiles para introducir en ellas todo tipo de materiales que no deseamos que se mojen, como ropa de repuesto y comida. Para uso individual, las más recomendables son las que tienen 16 litros de capacidad, aunque también las hay de 5, 10, 15, o 20 litros, dependiendo de cada fabricante y modelo. Están hechas a base de material que garantiza su impermeabilidad (PVC) así como la posibilidad de que la bolsa flote en caso de que tengamos un percance y pueda caer al río.

Algunas de estas bolsas tienen un diseño parecido a la mochila, lo que permite poder llevarlas cómodamente al hombro, mientras que otras tienen un cierre hermético de rodillo en la parte superior.

Cinco Técnicas de Barranquismo para Principiantes

Hay una serie de técnicas muy recomendables para quienes se inician en esta nueva experiencia, entre las que destacan cinco, tanto sobre el terreno como en descenso:

  • Una de las más básicas y sencillas: tratar de buscar los caminos más fáciles y cómodos, y andar siempre que sea posible por orillas o zonas menos profundas, en caso de no poder evitar el agua.
  • Nadar siempre que sea imprescindible, porque resultará más fácil que andar con el agua hasta la cintura.
  • Evitar los saltos en los que podamos encontrar un terreno resbaladizo, y recurrir al destrepe.
  • Ayudarnos con las manos para caminar, siempre que sea necesario.
  • En los descensos, aprovecharemos al máximo los agarres de la roca, bajando cara al vacío si son fáciles, y cara a la roca para los más complicados.

Conoce más de cerca los Productos para hacer Barranquismo

Los elementos más imprescindibles para el barranquismo son los que nos van a permitir ir bien protegidos contra la humedad y los roces o rasguños, llevar las cosas necesarias para pasar la jornada sin que puedan mojarse, y las herramientas de escalada y destrepe para atravesar barrancos. Y si no nos crees, mira este breve vídeo para saber exactamente qué accesorios outdoor necesitas para iniciarte en el barranquismo:

Los trajes de neopreno son absolutamente imprescindibles. Teniendo en cuenta que el agua de los barrancos es bastante fría, necesitaremos un traje que nos mantenga aislados de la humedad, y son muy recomendables los que vienen reforzados en rodillas, culeras y codos. Para complementar, y si las temperaturas son más bajas, conviene incluir en el petate camisetas de neopreno. Los guantes para evitar rozaduras con la cuerda, los calcetines y escarpines de neopreno, y las botas de barranquismo son también elementos prácticamente de obligado uso. Hay que tener en cuenta que las botas deben tener una suela muy adherente.

En cuanto al material de seguridad, conviene destacar lo siguiente:

  • El casco, que debe ser ligero y robusto al mismo tiempo.
  • Un arnés reforzado.
  • Cabos de anclaje con mosquetones tipo 8 para descender.
  • Una navaja por si es necesario cortar cuerda.
  • Un silbato para comunicarse, puesto que en ocasiones el ruido del agua hace imposible poder comunicarse de otra forma.

De todas formas, el guía o monitor deberá llevar también un arnés de pecho, y diversos tipos de mosquetones.

Además, el bote estanco para nuestros elementos personales, como alimentos, manta térmica o nuestro móvil, unas gafas de bucear por si hubiera que atravesar algún tramo de río a nado, o las bolsas secas, son también elementos necesarios en este deporte.

Por otra parte, debemos llevar cuerdas semiestáticas para el descenso, y es conveniente llevar cordelé para recoger estas cuerdas. Por último, todo barranquista debe llevar una buena mochila de barranco, que tienen un diseño único y especial para practicar este deporte.

¿Qué material para hacer barranquismo elijo?

Desde Viajepor hemos hecho la selección de los mejores accesorios outdoor para hacer un descenso básico por un barranco con la ayuda de un monitor. ¿Tienes dudas? ¡Cuéntanos en comentarios!

María y Sergio – ViajeX

 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Última actualización el 2020-11-24 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario